Hora de las nuevas generaciones

By / 6 meses ago / Noticias / No Comments
Hora de las nuevas generaciones

Por: Alejandra Quintero Nonsoque

Directora Nacional del Programa de Comunicación Social CUN

La reflexión que encontrarán en este texto surge de dos situaciones. La primera, una charla que sostuve con un grupo de estudiantes y recién graduados de periodismo, ninguno superaba los 25 años, y la segunda el ver en acción a “Jaime Garzombie” un títere periodista que crearon estudiantes del programa de Comunicación Social de la CUN para cubrir el Festival Gabo de Periodismo en Medellín.

Bastante se ha hablado de la crisis del periodismo. Para nadie es un secreto que muchos medios de comunicación reducen nómina y otros tantos han cerrado sus puertas. Según datos del Observatorio Laboral para la Educación, el ingreso promedio de un periodista recién graduado está entre $1.398.838 y $2.074.136, cifras que se alejan de la remuneración real que merece un profesional que no tiene horario, poco o nada sabe de descanso y en ocasiones hasta pone en riesgo su vida por contar una historia.

Si nos quedamos con el panorama anterior puede ser bastante desalentador, sin embargo, lejos de hacer que desaparezcan los comunicadores o dejen de ser útiles los periodistas, la realidad nos plantea retos interesantes que solo podemos enfrentar si escuchamos a los jóvenes y permitimos el relevo generacional que a gritos está pidiendo la comunicación.

La charla de la que hablo al inició sucedió en el taller ¿Cómo crear un podcast en Latinoamérica? Un espacio para unir la experiencia radial y periodística con la crónica, para lograr contarlas de formas creativas a través del sonido. El ejercicio pedía que en 20 minutos se tomara una crónica escrita y se convirtiera en un podcast; selección de información, libretos, personajes, actuación, grabación y edición para lograr un audio de 2 minutos que luego sería presentado ante un auditorio de más de 60 personas entre experimentados periodistas, recién egresados, estudiantes y amantes del podcast.

Los once (como decidimos llamarnos) contamos la historia de El Último Hitler Uruguayo, una crónica de Leonardo Haberkorn. Al presentarla ante el auditorio, se notaba la diferencia. Había dramatizados, acentos de varias regiones del país, musicalización, sonidos y una forma narrativa que podríamos llamar, dinámica. Mientras editábamos, los chicos me comentaban cómo los conocimientos adquiridos en sus universidades no eran suficientes para enfrentarse a la realidad, cómo en sus clases se quedaban muchas veces en la teoría o cómo varios de sus docentes tenían altas titulaciones, pero poca experiencia en medios de comunicación. Todos coincidieron en que lo que necesitaban de la universidad era herramientas para contar historias, tips útiles para ser utilizados dentro de una investigación y práctica.

En el momento de realizar nuestro podcast, ninguno pensó en la estructura de una crónica, nadie recordó autores o fórmulas periodísticas. Todos nos dejamos llevar de lo que nos generó la historia. Nos reímos, la relacionamos con nuestras realidades, lo hablamos entre todos y dejamos que por sí misma se contara, y justo ahí estuvo la diferencia. Fui afortunada de estar en el grupo de los más jóvenes, ellos no tienen años de experiencia ni han pasado por todos los medios de comunicación tradicionales del país, pero sí tienen intuición, creatividad, curiosidad y ganas de contar las cosas, además de un gran manejo tecnológico que nos permitió tener un audio delicioso para el oído.

Escucha el podcast realizado.

https://www.spreaker.com/episode/19354371

Algo similar me sucedió con Jaime, el títere con el que hablé antes de entrar al taller. Un Frankestein con carriel y poncho muy interesado en aprovechar al máximo la experiencia de los asistentes al Festival Gabo y aprender de periodismo. Estudiantes de nuestro Ciclo Técnico viajaron a Medellín a hacer trabajo de reportería y crearon a “Garzombie”, un personaje que se ha robado las miradas por mezclar el humor, la inteligencia, la ética y el rigor periodístico.

“Garzombie” es una muestra de creatividad. Alejandro, Andrea, Camilo, María Fernanda, Juliana y Alejandra están demostrando cómo siempre hay formas diferentes para mostrar la realidad y cómo el presente y el futuro del periodismo está en sus manos.

Ahora me pregunto: ¿Qué estamos haciendo desde la academia para superar la crisis de los medios? ¿Estamos enseñando a nuestros estudiantes lo necesario para enfrentarse a un mundo que cambia a diario? ¿Innovamos? ¿Entendemos las dinámicas de consumo de información del mundo actual? ¿Somos creativos? Dejemos que sean los más jóvenes quiénes nos enseñen, quiénes nos muestren que el periodismo, al igual que el mundo evolucionó y que cada vez tenemos más herramientas para contar grandes historias. Escuchémoslos, aprendamos y entendamos que en el periodismo es hora de las nuevas generaciones.

Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked. *

A %d blogueros les gusta esto: